¿Es la luz ultravioleta la clave para proteger las cabinas de los aviones durante el COVID-19?

Ha habido avances en la aplicación del uso de luz ultravioleta para matar microorganismos en los interiores de las aeronaves. 

Con el progreso en este campo, ¿podría esta tecnología ser integral para mantener espacios seguros en medio de la crisis de salud global?.

Estudios cruciales

La luz ultravioleta puede reducir considerablemente la cantidad de virus y bacterias en una superficie cuando se aplica adecuadamente a los niveles prescritos. 

Sin embargo, se han realizado revisiones para ver si este proceso puede matar particularmente el SARS-CoV-2, la cepa del coronavirus que causa el COVID-19.

El Dr. Anthony Griffiths es profesor asociado de microbiología en la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston. 

Según el especialista en luz ultravioleta Signify, ha estado trabajando junto a un equipo que está desarrollando herramientas para apoyar el avance científico de la tecnología UV.

La radiación UV se puede clasificar en tres tipos según la longitud de onda. Estas variantes son UVA, UVB y UVC. 

Este último tiene la longitud de onda más corta y la energía más alta. En particular, es este el que se puede utilizar como desinfectante.

Durante la investigación del Dr. Griffiths, su departamento trató el material inoculado con diferentes dosis de radiación UVC proveniente de una fuente de luz. 

Posteriormente, los investigadores evaluaron la capacidad de inactivación en diversas condiciones.

Se aplicó una dosis de 5 mJ/cm, lo que resultó en una reducción del virus SARS-CoV-2 del 99% en seis segundos. 

En conjunto, según los datos, la conclusión es que una dosis de 22 mJ/cm dará como resultado una reducción del 99,9999% en solo 25 segundos.

Según Signify, el Dr. Griffiths dijo lo siguiente:

“Los resultados de nuestras pruebas muestran que por encima de una dosis específica de radiación UV-C, los virus se inactivaron por completo: en cuestión de segundos ya no pudimos detectar ningún virus. Estamos muy entusiasmados con estos hallazgos y esperamos que esto acelere el desarrollo de productos que puedan ayudar a limitar la propagación de COVID-19″.

Listos para la acción

Como resultado de las investigaciones, las compañías están introduciendo dispositivos UV que las aerolíneas pueden usar en sus servicios. 

Por ejemplo, el director de operaciones de Alaska Airlines, Gary Beck, dijo que su empresa está mirando un sistema ultravioleta que mataría las partículas del virus.

El sistema de cabina UV Honeywell puede atravesar la cabina de un avión en menos de 10 minutos. 

Es del tamaño de un carrito de bebidas y tiene alas mecánicas que se expanden para emitir luz UVC sobre las superficies de la cabina. 

Los operadores utilizan vestimenta protectora especial que los bloquea a la exposición potencialmente dañina. 

Por lo tanto, este dispositivo innovador se está introduciendo para limpiar las superficies del interior de los aviones de manera eficiente.

JetBlue está probando ocho de estos dispositivos. Inicialmente, el operador los utilizará en sus centros de Nueva York JFK y el Aeropuerto Internacional Fort Lauderdale-Hollywood. 

En conjunto, si estos operadores ven el éxito con estos experimentos, sin duda veremos estos dispositivos UV en uso en más aviones en todo el mundo.

Amaszonas nos presentaba un mes antes este mismo sistema de desinfección de sus cabinas, la aerolínea regional por lo tanto es una innovadora en ese sentido.

Según un comunicado de prensa, Mike Madsen, presidente y CEO de Honeywell Aerospace, dijo lo siguiente sobre los operadores que usan sus dispositivos UV:

“Esta oferta es una gran victoria para nuestros clientes de aerolíneas, que buscan formas asequibles de limpiar sus cabinas de manera efectiva y rápida entre vuelos. Honeywell está trabajando en una gama de soluciones para ayudar a que los pasajeros se sientan más cómodos al volar”.

Parte de un plan más grande

La luz ultravioleta podría revolucionar cuando se trata de saneamiento de la cabina. 

Otras medidas de higiene necesarias para ayudar a proteger contra COVID-19 durante el vuelo incluyen:

  • El uso obligatorio de máscaras faciales a bordo;
  • Sistemas de circulación de aire de grado HEPA: eliminan hasta el 99.7% de las partículas en el aire en la cabina;
  • Desinfección mejorada de la cabina: la pulverización electrostática se ha integrado en los procedimientos de limpieza en varios servicios;
  • Contacto a bordo reducido: la minimización de los puntos de contacto al cambiar los procesos alimentarios y la eliminación temporal de los artículos en vuelo;
  • Distanciamiento social en el aeropuerto: esto puede complementarse con medidas y procesos de registro sin contacto directo.

En cualquier caso, la tecnología UV podría mejorar enormemente la eficiencia en todos los ámbitos, incluso antes y después del embarque. 

El Aeropuerto Internacional de Pittsburgh (PIT) anunció a principios de este mes que está implementando depuradores de piso autónomos. 

Estos usan tecnología UV para matar microbios en áreas de alto tráfico. Junto con las superficies del piso, el aeropuerto también está buscando usar los “robots” para limpiar los pasamanos de las escaleras mecánicas y pasillos móviles, y los botones del elevador.

Momentos críticos

El despliegue de luz ultravioleta para limpiar superficies no es un proceso nuevo. Sin embargo, COVID-19 es una nueva cepa de virus que aún se está estudiando.

Afortunadamente, ha habido avances que muestran que la luz ultravioleta puede erradicar rápidamente el virus. 

Este éxito ha dado a las empresas la confianza para implementar tecnología que utilice esta luz en sus operaciones. 

La puerta se ha abierto para su uso en la cabina del avión, y no será una sorpresa que se convierta en un pilar en el proceso de limpieza en el futuro cercano.

Sobre todo, cuando se combina con otras iniciativas de salud y seguridad, la luz ultravioleta podría ser una implementación fundamental en la lucha contra el virus. 

Incluso después de que termine la pandemia, la aplicación de estos sistemas mantendrá prácticas positivas. 

Como siempre, cada persona tiene que tomar siempre los recaudos necesarios para cuidar de su salud en estos tiempos delicados.

Héctor González

Fanático y apasionado de la Aviación. Desde Asunción, Paraguay.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: